Conservación del coral

Blanqueamiento de corales

Cuando pensamos en arrecifes de coral vienen a nuestra mente una diversidad de colores y de vida marina; sin embargo, son extremadamente sensibles al aumento de la temperatura del mar. Esto hace que los corales deban expulsar las algas con las que viven en armonía simbiótica y, como resultado, cambian de color a blanco y mueren, un proceso llamado blanqueamiento de los corales. Alrededor del 70 % de los arrecifes de coral en el mundo se vieron gravemente afectados a causa del estrés ocasionado por el aumento de calor durante el 2014 y 2017

Océanos limpios

Al final, todo acaba en los océanos, incluidos los plásticos. ¡Cada año se filtran 8 millones de toneladas de plásticos a nuestros océanos! La producción en masa y el consumismo han provocado el uso excesivo de plásticos de un solo uso, sin tener en cuenta su impacto en el medio ambiente, así como la débil infraestructura para el reciclaje en los países en desarrollo. Todo ello ha creado una gran crisis para nuestros océanos.

Ahora estamos encontrando microplásticos dentro de cientos de especies marinas, sin mencionar los grandes animales marinos que mueren por ingerir residuos plásticos. Necesitamos cambiar rápidamente nuestra actitud hacia los residuos mientras todavía tengamos la oportunidad de salvar nuestros océanos.

Educación

En lugares como el Triángulo de Coral, la educación es de vital importancia para que las comunidades locales tengan las habilidades necesarias y sepan administrar sus valiosos recursos marinos de una manera que garantice que puedan sostenerse en el futuro. El acceso a una buena educación en esta parte del mundo es una forma realmente importante de promover la conciencia de la necesidad de conservación marina en estas comunidades.

Los jóvenes, tanto si viven cerca de los arrecifes de coral como si no, tienen que comprender que el equilibrio de la flora y fauna marina es muy delicado y se puede ver perjudicado por las conductas humanas, que están provocando el aumento de temperatura, la acidificación y la contaminación del mar.

Además del acceso a oportunidades educativas y buenos maestros, la implementación de actividades tales como limpiezas de playas y excursiones en el currículo local son formas importantes de crear conciencia en los niños locales sobre los problemas de conservación.

Contaminación

Todos hemos visto imágenes de tanques petroleros y desastres marinos ocasionados por los vertidos de contaminantes, como el sucedido en el 2018 en el arrecife de Nueva Caledonia. Pero, los contaminantes también pueden provenir del combustible de los barcos, e incluso, y en pequeñas proporciones, de las lociones de protección solar utilizadas por los turistas y, por supuesto, de los micro plásticos que penetran de manera invisible a través de la cadena alimentaria en los ecosistemas marinos.

Hacer frente a la contaminación en su lugar de origen es la única forma de evitar que destruya la frágil y delicada vida marina que no puede hacer frente a estos químicos tóxicos.

Seguridad alimentaria

La organización de alimentos y agricultura de las Naciones Unidas define la seguridad alimentaria como cuando “todas las personas, en todo momento, tienen acceso físico y económico a alimentos suficientes, seguros y nutritivos para satisfacer sus necesidades dietéticas y preferencias alimentarias para una vida activa y saludable”.

Con los arrecifes de coral amenazados por prácticas pesqueras insostenibles, así como el calentamiento de los océanos, la seguridad alimentaria y de ingresos para los 500 millones de personas que dependen de los arrecifes de coral es un gran desafío.

Esto hace que, la necesidad de la conservación del coral, la recuperación del coral donde sea necesario y el manejo cuidadoso de las pesquerías por parte de las comunidades locales sean los aspectos cruciales para salvaguardar la biodiversidad marina.

Áreas marinas protegidas

Solo un porcentaje muy pequeño de los océanos del mundo están protegidos, es decir, se gestionan cuidadosamente, se mantienen las fuentes de alimentos que proporcionan y se protege su biodiversidad para salvaguardar los ingresos y el empleo de las comunidades locales. Las áreas marinas protegidas, según el FMN (Fondo Mundial para la Naturaleza), pueden ser un área designada y

administrada de manera efectiva para proteger los ecosistemas, procesos, hábitats y especies marinas, que pueden contribuir a la restauración y reposición de recursos para el enriquecimiento social, económico y cultural. Los hábitats críticos del océano necesitan protección adecuada para poder hacer frente a las amenazas a la biodiversidad marina.

Regeneración del coral

Incluso en las partes del mundo donde los arrecifes de coral han muerto o donde se han reducido drásticamente por los eventos de blanqueamiento ocurridos en 2014 y 2017, todavía hay esperanza de recuperación. El coral se puede cultivar, al igual que las plantas se puede cultivar en un jardín. Se pueden tomar cortes sanos de coral vivo y colocarlos sobre estructuras verticales que, con un poco de suerte, estarán expuestas a eventos de desove de corales donde los pólipos fertilizados pueden adherirse a sus estructuras y crecer. Con el tiempo, y con un poco de mantenimiento para eliminar la acumulación de exceso de algas, estas nacientes estructuras de coral pueden finalmente ser trasplantadas nuevamente a los arrecifes de coral dañados y arraigarse en ellos.

Welcome to KidsofCoral

Choose your preferred language